Descubre los 9 pasos para innovar

El proceso de innovación gestiona un flujo de ideas y proyectos innovadores y se suele visualizar como un embudo a través del cual se filtran las ideas y proyectos. No obstante hay 9 pasos que te ayudar en el proceso:

  1. INTEGRA LA INNOVACIÓN EN LA ESTRATEGIA GENERAL DE TU EMPRESA: La innovación redunda en beneficio de la productividad y, por tanto, se convierte en el factor clave de la competitividad.
  2. ASUME EL PROCESO INNOVADOR DESDE LA PROPIA DIRECCIÓN: La gerencia debe invertir un alto porcentaje de su tiempo a la Innovación. Debe vigilarla, protegerla, incentivarla y, desde luego, controlarla.
  3. INNOVA SIEMPRE PENSANDO EN EL CLIENTE: La Innovación parte de la identificación de las necesidades del mercado. Sólo tiene sentido en la medida en que consigue satisfacerlas.
  4.  ENFRÉNTATE AL RIESGO: Es necesaria una fuerte convicción para ir contra corriente. Sin riesgo no hay fracaso, pero tampoco éxito alguno. Por tanto, sea flexible y abierto al cambio. Ser arriesgado no debe implicar ser imprudente.

  5. DELEGA Y CONCÉNTRATE EN TU “SABER HACER”: La gerencia debe participar en el “qué” se va a hacer y en el “para qué”. Deje el “cómo” en manos de los expertos. Recuerde que el tiempo es dinero. La financiación es importante, pero no pierda el tiempo en burocracia. Contrate especialistas; le saldrá más barato.
  6. INNOVA, PERO PLANIFICA: Define un presupuesto en función de los objetivos. Haz vigilancia tecnológica, elabora un análisis del estado de la situación y exije resultados a plazos razonables.
  7. FORMALIZA TUS IDEAS EN PROYECTOS DE INNOVACIÓN: Los proyectos son herramientas que permiten desarrollar una estrategia de Innovación. Sólo a través de ellos se puede optar a ayudas e incentivos económicos. Deben apoyarse en tres pilares: técnico, comercial y financiero.
  8. COOPERA AL MÁXIMO JUNTO A EMPRESAS Y ORGANISMOS DE INVESTIGACIÓN: En materia de Innovación, la suma de un más uno es mucho más que dos. Colabora con Centros Tecnológicos y universidades, a través de contratos que transfieran conocimiento. Coopera con empresas que complementen tu actividad.
  9. DESTINA RECURSOS MATERIALES Y HUMANOS RAZONABLES: Dedica personal capacitado para aportar ideas y para captar las buenas iniciativas de los demás.

Quieres ver otros artículos de interés, no te pierdas: